ALBH/  Leopoldo Nóvoa - X.L. Méndez Ferrín












ARTISTA: Leopoldo Nóvoa/  X.L. Méndez Ferrín
MEDIDAS: 24 x 24cm
EDITA: VILLALOBOS SERIGRAFIA ARTISTICA
EDICIÓN 20 ejemplares
AÑO: 2007
PRECIO: Consultar 986 201 313, 600 671 880








 






































UN LIBRO REÚNE INÉDITOS DE MÉNDEZ FERRÍN Y LEOPOLDO NÓVOA 

El volumen es la primera colaboración entre el escritor y el pintor (Teresa Cuiñas (El PAIS,Vigo 27/09/2007 ) 
El Museo de Arte Contemporánea de Vigo acoge, en menos de 15 dias, la segunda presentación de un álbum original en el que se cruzan los caminos de dos genios de la cultura de nuestros días. Si hace dos semanas fueron el poeta Carlos Oroza y el artista plástico Antón Lamazares los protagonistas, ayer asistimos a otra reunión excepcional, la del pintor Leopoldo Nóvoa y el escritor Xosé Luís Méndez Ferrín. Ferrín y Nóvoa no se conocían, aunque se admiraban en la distancia, o tal vez en la cercanía, de sus obras respectivas. El editor Nelson Villalobos, que trataba a ambos, les hizo coincidir en el taller de Nóvoa en Armenteira (Meis), donde el pintor nacido en Salcedo en 1919 se encuentra instalado. De aquel universo que le fascinaba, Villalobos escogió cinco obras que recibieron la aprobación del pintor. "Eran sólo unos papeliños, como tantos otros que tengo. Podrían haber caído en el olvido o fructificado en cuadros, esculturas o tapices, pero encontraron su destino en este libro que nació por sí mismo, con naturalidad. Es un trabajo modesto que ha resultado de gran belleza", explica Nóvoa. A la carpeta de dibujos que Villalobos tenía en mente se sumó la personalidad intensa de Xosé Luís Méndez Ferrín (Ourense, 1938). "En cuanto se conocieron, empezaron a surgir las ideas, estábamos los tres emocionados", recuerda Villalobos. El trabajo duró un año, un tiempo para madurar y componer las piezas del trío editor-pintor-escritor. "Ferrín tomó las obras de Nóvoa y creó un poema a partir de ellas. No fue un encargo, puedo decir que lo hizo con el corazón porque le gustaba la obra". De ahí nació este poema pictórico, presentado en un libro tratado como obra de arte en el taller de serigrafía de Villalobos, un artista cubano afincado en Vigo que ya trabajó con Ferrín como ilustrador de alguno de sus poemarios. "Él es el responsable del objeto artístico, porque es un magnífico diseñador que conoce los secretos del papel, del cartón y de las proporciones áureas", señala Ferrín. "Desde luego que fue agradable trabajar con él. En los sesenta Luís Seoane ya nos contaba a Raimundo Patiño y a mí que Nóvoa era un gran pintor y el tiempo le dio la razón". Ferrín ve un conjunto "precioso". De inmediato le atrajeron las pequeñas dimensiones de las obras del pintor que Villalobos le presentaba, acostumbrado como estaba al Nóvoa de los grandes murales. Sólo habrá veinte ejemplares en el mundo, todos firmados por los autores y sellados en el taller, hechos a mano, con inclusión de las cinco serigrafías de Nóvoa, algunas piezas de madera y apenas algunos rastros de impresión mecánica। En el taller vigués de Villalobos de lo que más orgullosos se sienten es de la encrucijada para el encuentro de dos genios.






"ALBH"

Nóvula Neboeiro Novelúa Nóvoa
era sempre o sitio Albh e estaba alí a voz o albor
freguesía de Alba e mailas luras
no tempo de a dor ser lume e este luz
Albh
luz atea
o esplendor
e o albariño agurgullaba no Gorgullón goldrías
de
milleiros e milleiros de anos atrás en dirección ao ancestro
o home ceibe
Nóvoa que se expande en fariñas cósmicas
e a lúa nos posúe
o lugar de Albh é onde chegaremos onte
no día de hoxe onte albo era mesmo o Buraco
do Inferno en Ons a voz
ecoaba nos profundos e seu eco era albo e nu
Xunqueira de Elba ou Alba
Pontella das Cabras marmañando nas correntes
londra señora londra
humanos de ósos ríxidos e espiña no corazón
propenden a Ela o fluxo o escorrego infinito
o brancor que é Albh na lingua morta que non dá morrido
dos arruídos das corgas dos regueiros das gorguas
ría que corre arreo e loce ao sol Albh
estrelas faíscan nos abanqueiros mínimos
da Esculca a Poio embaixo
onde están as certezas
Albh é o lóstrego total antes da verba
pro hai pingas de sangue vermello na pel do armiño
e Albh contamínase coas madeiras que o home labra
para se librar
Nóvula Neboeiro Novelúa Nóvoa
líbranos a luz.

X. L. Méndez Ferrín




El TALLER DE SERIGRAFÍA ARTISTICA VILLALOBOS PRESENTA EL ÁLBUM “ALBH” JUNTO A  MÉNDEZ FERRÍN Y LEOPOLDO NÓVOA  EN UN ACTO CULTURAL EN VIGO.

Por AMAIA MAULEÓN. / FARO DE VIGO/ SOCIEDAD Y CULTURA 27/9/07




El pintor Leopoldo Nóvoa, el escritor Xosé Luís Méndez Ferrín y el pintor y editor Nelson Villalobos se han unido por primera vez para crear el álbum ALBH que ayer fue presentado en el Museo de Arte Contemporánea de Vigo, en un acto al que acudieron un centenar de personas entre ellos pintores como Barreiro y poetas como Carlos Oroza. El crítico de arte Carlos López Bernárdez presentó el acto.

El libro del que se ha editado 20 ejemplares, está compuesto por cinco serigrafías originales de Nóvoa, acompañadas de un poema de Méndez ferrín, que recitó en el acto. Villalobos fue el nexo de unión entre ambos artistas y el encargado de la edición en su taller de serigrafía. El resultado es una obra exquisita en la que ha primado el trabajo artesanal.

Nóvoa, que por primera vez habló en publico en gallego, destacó que este ha sido un libro “realizado por tres artistas, pero al mismo tiempo se hizo solo”. Comentó la gran complicidad que se creo entre los tres autores y “nuestra afinidades plásticas y numerosos puntos en común”. Por su parte, Ferrín valoró “la calidad del trabajo que lo convierte en una obra de arte”.


Foto/ Faro de Vigo. 27/9/07


Publicar un comentario en la entrada